12 septiembre, 2017

Intervención por caso de violencia de género e impedimento de contacto

 

La presidenta de Derechos Humanos, Celeste Lepratti, y la edila de Iniciativa Popular, María Fernanda Gigliani, recibieron la denuncia de una joven a quien la Justicia no permite ver a sus hijos. 

En encuentro se llevó a cabo el martes 12 de septiembre y ambas edilas escucharon el relato de una mujer a quien la Justicia niega el derecho de estar con sus hijos de 8 y 13 años.

Según el relato, la situación se originó luego de que la mujer se divorciara de su pareja, vínculo en el que fue víctima de distintas situaciones de violencia “tanto físicas como psicológicas”.

El hogar conyugal estaba ubicado en otra localidad santafesina y luego de la separación ella retornó a Rosario con los chicos, ciudad de la que es oriunda. Pero luego de complicados vaivenes judiciales, el hombre logró llevárselos consigo.

“Siempre me manejé en la legalidad y el padre, no. El resultado es que ahora no los puedo ver y no puedo superar la quita de mis hijos”, expresó la mujer quien, además, denuncia abuso en los procedimientos judiciales.

También denunció violencia y maltrato del padre de los chicos, tanto en el momento en que convivían como luego de la separación. “Me pegó una vez a la salida de los chicos de la escuela”, apuntó en el marco de otras situaciones de violencia que enumeró.

“A pesar de haberlo solicitado, nunca se realizó una cámara Gesell ni se conformó un equipo interdisciplinario para el seguimiento y saber en qué condiciones están los chicos en este momento”, señaló.

Lepratti y Gigliani se comprometieron a analizar el caso ya que la víctima solicita asistencia legal porque no puede costearla, a raíz de haber perdido su fuente laboral por la misma situación que atraviesa. También plantearon pedir una audiencia con la defensora provincial de Niños, Niñas y Adolescentes, Analía Colombo, a fin de que intervenga.