27 enero, 2021

Preocupación por reclamos de conectividad digital en Empalme Graneros

La titular de la Oficina Municipal del Consumidor, María Julia Bonifacio, participó de una reunión con vecinalistas para aportar soluciones.

La titular de la Oficina Municipal del Consumidor, María Julia Bonifacio, participó este miércoles de 27 de enero de una asamblea que se realizó en la vecinal de Empalme Graneros.

Desde hace cuatro meses y según relevamientos de la vecinal, unos 400 hogares y negocios del barrio Empalme Graneros no tienen conectividad digital.

Esa situación afecta la vida familiar, comercial y profesional del barrio ubicado en el noroeste de Rosario, sobre todo en tiempos de pandemia, cuando los modos a distancia debieron imponerse para reemplazar la presencialidad y cumplir con el distanciamiento y protocolos dispuestos por las autoridades sanitarias a causa del Covid-19.

Bonifacio explicó que desde la oficina a su cargo aportarán herramientas para que los vecinos puedan gestionar las denuncias ante el Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) y otros órganos competentes con capacidad sancionatoria. «La gente desconoce cómo realizar los reclamos y pondremos a disposición toda la información que necesitan las 400 familias afectadas para acompañarlas y que puedan llevar adelante esas gestiones», informó.

En cuanto a los incumplimientos de las empresas de telefonía, propuso impulsar reuniones con sus representantes a fin de avanzar en la resolución del conflicto.

También planteó «transmitir la preocupación a concejalas y concejales de la ciudad a fin de rever marcos regulatorios y normativas vigentes y así resolver la cuestión de fondo». Y luego expresó: «Las empresas tienen que cumplir con los servicios básicos y deben dar respuestas a los consumidores».

Asamblea

Con el objetivo de acordar acciones y trazar estrategias, este miércoles los vecinos se reunieron en el local de Juan José Paso al 2400 con la titular de la Oficina Municipal del Consumidor, el delegado en Rosario del Enacom, Franco Balzaretti, y representantes de la Defensoría del Pueblo de la provincia.

Para la asamblea de la jornada habían sido convocados representantes de la empresa Telecom y de Fiscalía, aunque «no asistieron», ausencia que generó fuertes críticas entre los vecinos

Según cuestionaron desde la vecinal están «golpeando puertas» desde hace cuatro meses y esperan que «quienes tengan las herramientas y la voluntad puedan frenar y devolverle a los vecinos un servicio básico y esencial cómo línea de teléfono, internet y cable».

El presidente de la Vecinal, Osvaldo Ortolani, señaló que si bien las empresas aducen que los problemas de conectividad se originan en el «robo de cables» también «demoran en reponer los tendidos».

«La empresa Telecom insiste conque las líneas caídas son por el robo de cables, pero nosotros sabemos que esa es una excusa para no reponerlas, los cables telefónicos no tienen un significativo valor de reventa. Además, la empresa quiere apostar a la fibra óptica que es un servicio mucho más caro para los vecinos. Ahora, tiene la obligación de reponer las líneas porque esto afecta a más de 400 familias», expresó Ortolani en el marco de la asamblea.