14 enero, 2019

Desde Cambiemos aseguran que es prioridad la restauración del Monumento

La edila Renata Ghilotti se refirió al convenio que Nación y Municipalidad firmaron para concluir en mayo de 2019 la primera etapa de refacciones.

Según señaló Ghilotti, “el gobierno nacional y el municipio de Rosario se comprometieron a darle carácter prioritario a las refacciones del ícono más grande a nuestra enseña patria y terminar las obras de la primera etapa para fines de mayo” .

De acuerdo a lo informado por la concejala, “desde el Ministerio de Obras Pública de la Nación convocaron a las autoridades de la Municipalidad y entre las partes se alcanzó una nueva adenda al convenio de cooperación y financiación de la obra denominada «Restauración y tratamiento del revestimiento externo-acondicionamiento de la estructura interior del Monumento Nacional a la Bandera»”.

“Los últimos trabajos –prosiguió la edila de Cambiemos– demandarán una inversión de 86.729.000 pesos, donde el 70%, es decir unos $60 millones de pesos, serán financiados por el Gobierno Nacional, mientras que la Municipalidad deberá afrontar el 30% restante”.

Puesta en valor

“Queremos ver al monumento más importante del país en su máximo esplendor y para ello Nación agregará otros $60 millones de pesos a los $170 millones ya acordados”, aseguró.

“El plazo de finalización para esta etapa será el próximo 31 de mayo, con una inversión final de $257 millones de pesos, sin dudas la restauración más importante desde su creación en 1957”, manifestó Ghilotti, quien expresó:“Es un orgullo enorme, luego de mucho trabajo, poder decirles a los rosarinos y a todos los argentinos que pronto podrán disfrutar de un Monumento Nacional a la Bandera renovado, seguro, transitable y en su máximo esplendor, como hacía muchos años que no se veía”.

Los trabajos sobre este símbolo de los rosarinos incluye la reparación de viejas filtraciones, el refuerzo de placas de mármol travertino, impermeabilizaciones, limpieza exterior y refacciones sobre la estabilidad estructural.

“Cabe destacar que la puesta en valor que comenzó a mediados de 2017 se trata de la más importante en términos de inversión e infraestructura desde la creación del complejo a cargo Ángel Guido en 1957. Aunque no será la primera, sino la sexta refacción que se lleva a cabo en los 61 años del Monumento; la primera ocurrió en 1969, luego en 1977, 1982, 1987 y la última hace 21 años en 1997”, amplió Ghilotti.

A mediados del año 2018, el edil Pablo Javkin, del bloque Creo, presentó un proyecto que fue aprobado por el cuerpo que encomendaba al Departamento Ejecutivo que gestionara informes a la Nación sobre el estado de las obras.