28 julio, 2020

La Oficina Municipal del Consumidor difunde recomendaciones para comprar en el Hot Sale.

La titular del organismo, María Julia Bonifacio, detalla información a tener en cuenta, antes, durante y después de realizar un operación online

Con motivo de la llegada del Hot Sale el 27, 28 y 29 de julio, la Oficina de Municipal del Consumidor de Rosario difundió algunos consejos para no ser víctimas de estafas.

Antes de la compra

Su jefa, María Julia Bonifacio sugirió “evitar ingresar a links con ofertas que lleguen al mail o al teléfono celular a través de mensajes de texto, ya que es posible que sean sitios inseguros que intentan pescar contraseñas” y acotó que no debe conectarse a “wi fi públicas, prescindir de usar computadoras de uso público o cualquier otro dispositivo que no se conozca”. De igual modo plantea realizar la búsqueda de ofertas únicamente a través de la página oficial de la actividad.

Siempre advertir que en la dirección URL donde se vaya a efectuar el pago tenga protocolo HTTPS, que figura antes del nombre de la web y junto a un candado, dado que este tipo de protocolo es más seguro que el HTTP y cifra la comunicación.

Antes de comprar, corroborar los datos del vendedor y prestar puntual atención a los términos y condiciones de venta.
Durante la compra

En el mimo sentido, recomendó al momento de la compra usar tarjeta de crédito antes que de débito, dado que tardan más tiempo en procesar los pagos, con lo cual hay tiempo para advertir si un cargo no es correcto y desconocerlo. Es importante leer toda la información de la publicación, inclusive la letra chica.

Conocer que el vendedor está obligado a respetar el precio que publica y que si los servicios que se publican son prestados desde o hacia el exterior, sus precios pueden ser exhibidos en dólares.

Revisar que las ofertas o promociones estén claras y detalladas, es decir que si ofrecen un descuento, deben aclarar el precio anterior. Y si la oferta es por cantidades limitadas, deben informar cuántas unidades se encuentran disponibles.

Asimismo y en el caso que se ofrezca financiación, el cliente se debe asegurar que se aclare el costo financiero total.

La titular de la Oficina, remarcó la importancia de verificar que la empresa envíe el comprobante de pago o la factura electrónica, ya que sostuvo, “puede servir para hacer luego los correspondientes reclamos”.

Igualmente indicó que se “deben consultar los costos de envío antes de comprar” y en tal sentido el usuario “debe analizar las opciones de envío disponibles y los tiempos de entrega antes de finalizar la compra porque, dependiendo del producto elegido y la zona de entrega, los tiempos pueden cambiar”.

Recordó también Bonifacio que “por ley, todos los productos nuevos tiene como mínimo una garantía de seis meses. Si el producto falla y es necesario trasladarlo, los costos corren a cargo del vendedor”.

Durante estas fechas suele haber diferentes tipos de promociones. Si dice “Promoción válida hasta agotar stock” o “Cantidades limitadas”, tienen que informar las unidades disponibles. Si ofrecen un descuento, se debe aclarar el precio anterior. En caso del 2×1, aclarar el precio unitario.

Al momento del pago, no puede haber diferencias de precio entre efectivo, débito y crédito en un pago. Al realizar el pago con tarjeta de crédito, observar las opciones de cuotas disponibles, si tienen o no intereses y cuál es el porcentaje de interés.

Después de la compra

 Una vez concretada la compra, el proveedor debe enviar la factura electrónica o el comprobante de pago.

 El plazo de entrega forma parte de la oferta y debe ser respetado. La empresa debe brindar un número de seguimiento sobre el envío y darte correcta atención a tus consultas.

– Todos los productos tienen una garantía legal. Si el producto es nuevo, es de 6 meses, y si es usado de 3. El proveedor puede ofrecer un plazo mayor, pero no menor al que establece la ley.

Si se realiza la compra por internet, el comprador tiene un plazo de 10 días desde que recibe el producto para arrepentirse de la compra. La empresa debe informar este derecho antes de realizarla.

Reclamos:

«Podemos arrepentirnos de la compra. Este es un derecho que tiene el consumidor dentro de los 10 días de la entrega del producto, y en el caso de no sea el solicitado, o tenga daños y defectos», explicó Bonifacio.  El proveedor directo y la plataforma electrónica de venta deben recibir los reclamos, dar un trato respetuoso sin discriminaciones ni malas formas, y ofrecer soluciones. Asimismo la Oficina precisó que en la misma funciona una línea telefónica gratuita para asesoramiento, 0800-666-8845, y recordó Bonifacio, también se puede enviar la consulta por correo electrónico o redes sociales.