23 mayo, 2019

Se opone Cambiemos al aumento de la tarifa de taxis

Solicitan discutir medidas para reducir los costos del sistema. Así lo planteó la concejala Renata Ghilotti, quien es también vicepresidenta del Ente de la Movilidad Rosario.

La edila de Cambiemos, Renata Ghilotti, afirmó que “queremos discutir sobre la reducción de costos para evitar aumentos excesivos y a su vez mejorar la calidad del servicio”.
Acotó la edila que “la discusión sobre el sistema de taxis es más amplia y no se trata sólo de aumentar la tarifa como nos tienen acostumbrados desde la Municipalidad” para aseverar: “Es hora que nos permitan avanzar en medidas para reducir los costos y terminar con esto de recaer siempre sobre el bolsillo de los rosarinos”.
Hizo referencia la concejala Ghilotti a una serie de proyectos “para intentar mitigar el costo del servicio de taxis e intentar reducir los aumentos de tarifas solicitados por el sector”, entre los que consignó “la creación de un fondo compensador específico para el sostenimiento del sistema a partir de los impuestos que hoy en día abonan los propios taxistas”.
“Algunos dirigentes -afirmó finalmente la edila de Cambiemos- deberían ser más prudentes, porque con aumentos de esta magnitud estamos espantando a los pasajeros y eso puede afectar directamente a las propias familias de los taxistas”.

Los proyectos
*Creación de un fondo específico, que podría nutrirse a partir de la recaudación municipal de sellos, de los derechos establecidos en la Ordenanza General Impositivo (OGI) para la renovación de chapas y otros ingresos, a los fines de incentivar la mejora continua del sistema y acompañar al sector en la incorporación de tecnología, medidas de seguridad, renovación de unidades y capacitación de chóferes, entre otras.
*Solicitud al Poder Ejecutivo provincial para que, a través de la Legislatura, modifique el Código Fiscal provincial e incorpore exenciones sobre el pago de la patente única a los vehículos del transporte urbano de pasajeros y a los servicios de transporte públicos de automóviles de alquiler con taxímetro, como ya sucede con los vehículos de la empresa Aguas Santafesinas SA (Assa).
*Un pedido de cumplimiento de la “probation”, ordenanza N° 6.176 del año 1996 reglamentada en el 2006, que nunca se llevó a cabo, y que permitiría a los titulares de taxis el pago de multas leves a través de trabajos comunitarios y servicios de solidaridad a la Municipalidad.
*Una serie programas desde el Banco Municipal de Rosario para financiar con créditos blandos la renovación de unidades y generar descuentos a los titulares que se incorporen al sistema de pago electrónico, como así también incentivar a los usuarios a volcarse sobre esta modalidad de pago.