16 noviembre, 2020

Sobre hidrantes expusieron funcionarios de Assa

Contestaron inquietudes de los ediles en el marco de la reunión de la comisión de Control, Convivencia y Seguridad Ciudadana. Anticiparon una red para hidrantes de alta carga.

El encuentro se efectuó esta tarde, lunes 16 de noviembre, a través del sistema Zoom, y la presidió el titular de la comisión, Roy López Molina, de Cambiemos, con la participación de María Fernanda Gigliani, de Iniciativa Popular; Pedro Salinas, de Ciudad Futura-FSP; Susana Rueda, de Rosario Progresista; Marcelo Megna, de la Unión Cívica Radical; Norma López y Alejandra Gómez Sáenz, del Frente de Todos-PJ, y Andrés Giménez, de Unidad Ciudadana.

Por la empresa Aguas Santafesinas SA (Assa) concurrieron, también por teleconferencia, sus gerentes de comunicación, Guillermo Lanfranco, y de producción y redes, Ramiro Maurig.

El presidente de la comisión recordó que la inquietud de la comisión sobre el tema se había materializado en un pedido para que el Departamento Ejecutivo consultara a Assa, y en la  presencia en la comisión de referentes técnicos de la Agrupación Bomberos Zapadores, quienes plantearon la problemática vinculada a los hidrantes.

Asimismo agradeció a la concejala López por haber gestionado la reunión con los funcionarios de la empresa prestataria y mencionó algunas de las preguntas, sobre la cantidad total de hidrantes ubicados en la ciudad, sobre su señalización, la presión en los mismos, periodicidad del mantenimiento y acerca de los que están fuera de funcionamiento.

De Lanfranco y Maurig

El gerente de comunicación de Assa, Lanfranco,  destacó que en la ciudad están “más de la mitad de los usuarios” de la empresa y respecto a la red indicó que tiene 1.000 kilómetros e incluye grandes acueductos, cañerías, conexiones domiciliarias y también los hidrantes, “que sirven para el mantenimiento”, dado que, “al menos una vez al año se hace lo que llamamos ‘purgado’ para el mantenimiento de la red”.

Con relación a la cantidad de hidrantes precisaron Lanfranco y el gerente de redes que son 5.700, distribuidos en toda la ciudad. Asimismo dijo que desde la provincialización del servicio, “desde hace unos 40 años, en los ’80, se trabaja con cubas para reforzar la tarea de los bomberos”.

En tal sentido explicó Lanfranco que “están disponibles las 24 horas, los 7 días a la semana, con una línea directa -nosotros la llamamos el teléfono rojo- con Bomberos y con Defensa Civil- y quien está tiene la obligación de dejar lo que está haciendo” para atender este llamado. Precisó que en el curso de este año fueron 3 los requerimientos al “teléfono rojo”.

Acerca de los hidrantes precisó que se realizan con la ejecución de las redes, y que hay cañerías de hierro, de cemento y de plástico, y en todos los casos hay hidrantes, “cada 200 metros promedio”.

Subrayó el gerente de comunicación que a partir de la reunión que se hizo pública con los funcionarios de Bomberos mantuvimos una reunión con el director general de Bomberos de la Policía de la provincia, Andrés Lastorta, “hace unos 20 días”. Tras ese encuentro le hicieron llegar el mapa digitalizado -y que puede verse en celulares- de la ubicación de todos los hidrantes de la ciudad y se ratificó el mecanismo de las cubas que ya se venía haciendo.

También se acordó que nos informen cuando no puedan “clavar” una columna en un hidrante, para con las cuadrillas de Assa trabajar en su reparación.

Anticipó también Lanfranco que “hay un proyecto de instalación de 26 hidrantes de alta carga” para que puedan recargar las autobombas y las propias cubas.

Se lo plantea para iniciar en el 2021 y se lo ha propuesto para el presupuesto de la provincia que es quien ejecuta las inversiones de Assa.

El gerente de producción y redes, Maurig, agregó que la instalación de los hidrantes de “alta carga es un proyecto plurianual” y sería “específicamente para los bomberos”. Aclaró que será complementaria de la actual red de hidrantes.

En cuanto a su ubicación mencionó que “será en puntos estratégicos” y se los plantea cada 1.000 o 1.500 metros.

Algunas consultas

Solicito el edil López Molina, la posibilidad de acceder al mapa de los hidrantes, y en tal sentido Lanfranco se comprometió a remitirlo a la comisión

Consultó de los miles de hidrantes cuáles están inoperables.

En tal sentido el responsable del área de comunicación de Assa que hay cañerías con sus respectivos hidrantes de la época de Obras Sanitarias de la Nación y aún de antes, de 1867, cuando la concesión a la primera prestataria, Rosario Water Work, para indicar que “puede pasar que no esté operable -un hidrante- en forma inmediata”.

El gerente de redes indicó que “por necesidades de la empresa, por año se renuevan entre 40 y 50 hidrantes” y en tal sentido los funcionarios de Assa mencionaron que les pidieron a Bomberos que “nos lo hagan saber” cuando haya alguno que no funciona para su reemplazo.

Con relación al costo de los hidrantes de alta carga lo estimó el ingeniero Maurig en entre 400.000 y 500.000 pesos cada uno.

La concejala Rueda solicitó más precisiones sobre los hidrantes que se proponen de alta carga y en tal sentido Lanfranco, consignó que “como ejemplo prevemos uno, casi simbólico, en la esquina de Salta y bulevar Oroño, sobre el cantero central, lado sur”.

Precisó que se instalarían estos hidrantes, sí con una señalización adecuada, con una compuerta y válvulas de apertura y corte. En general se los proyecta para avenidas y lugares de fácil acceso de autobombas y cubas.

La concejala Gigliani agradeció la presencia y sostuvo que había permitido “clarificar” la situación.

El concejal Megna consultó respecto si nuevas urbanizaciones también cuentan con los correspondientes hidrantes y en tal sentido se precisó que las obras contemplan todos los elementos como en cualquier otro lugar de la ciudad, incluyendo tales artefactos.

Asimismo el edil de la UCR preguntó sobre los que se encuentran tapados o fuera de servicio y al respecto se reiteró que puede haber los que tengan problemas de funcionamiento.

En los tramos finales de la reunión el concejal López Molina expresó el agradecimiento y que a partir de la puesta en agenda del tema por parte de la comisión se haya facilitado la reunión entre Assa y Bomberos Zapadores.

Igualmente consultó sobre los dos sitios de carga de las cubas que había expresado Lanfranco en un tramo de su exposición y sobre ello el gerente de comunicación marcó que se encuentran en Italia y Ocampo, para la zona sur, y en French, entre Echeverría y bulevar Avellaneda, frente a la planta potabilizadora, para el área norte.